Para empezar citaré dos libros para todo aquel adolescente que quiera iniciarse en la lectura: A sangre fría de Truman Capote y La sombra de Águila de Pérez Reverte. No suelen fallar. Si no te enganchas con ésto, chungo.

Ahora nombraré algunos libros que por diversos motivos considero imprescindibles:
  • Sinuhé el egipcio de Mika Waltari. Porque el hombre no ha cambiado tanto en 3000 años. Aquí ya está todo.
  • Los cañones de agosto de Barbara W. Tuchman. Pasé una deliciosa semana del pasado verano siguiendo "minuto a minuto" el primer mes de la Gran Guerra. Descubrí este libro viendo la peli "Trece días". Explica el por qué de la carnicería: los viejos generales hacían la guerra a la vieja usanza pero... con munición moderna.
  • El fantasma del Rey Leopoldo de Adam Hochschild. Es necesario comprender de que material está hecha la riqueza de Occidente.
  • Historia de Andalucía para jóvenes (y no tanto) de Rafael SanMartín. Parece mentira, casi 30 años de autonomía, la Educación transferida, y seguimos enseñando la Historia de Castilla. Sorpresas y cambio de perspectiva asegurada tras la lectura.
  • Una breve historia de casi todo de Bill Bryson. Especialmente dedicado para la gente de letras. A mí me lo descubrió un amigo de Historia. Una buena manera de acercarse a la historia de la ciencia.
  • Del tema ecologista a mí me ordenó mucho las ideas Cuidar la tierra de Jorge Riechmann.
También me interesa la poesía: de los clásicos Antonio Machado (su Retrato es mi credo), Cernuda, Benedetti y, por supuesto, Jorge Manrique cuyas Coplas son lo más bonito y emocionante que he leído en castellano. De los autores locales me gusta mucho mi paisano Domingo López.

Otro día sigo, que es muy tarde...